Industria confirma que los nuevos números de telefonía móvil empezarán por el 7


El ministerio de Industria ha confirmado lo que era un secreto a voces: el stock de números para los servicios de comunicaciones móviles, que empiezan por la cifra 6, empieza a agotarse, y por ello, el Gobierno ha decidido abrir un nuevo rango de numeración para estos servicios que comenzarán por la cifra 7.

El secretario de Estado de Telecomunicaciones del Ministerio de Industria, desveló hoy que su departamento acaba de abrir una consulta pública para que todas las operadoras y los usuarios que lo deseen aporten sus opiniones sobre la mejor fórmula para implantar la nueva numeración.

Como adelantó EXPANSIÓN el pasado 11 de febrero, las existencias de nuevos números libres que comiencen por el 6 se empiezan a agotar. Los números móviles están formados por el 6 seguido de ocho cifras, lo que supone que con esa cifra de prefijo existe capacidad para 100 millones de números diferentes. La paradoja se da cuando se constata que, a pesar de que en España hay poco más de 50 millones de usuarios móviles activos, el volumen de números utilizados o comprometidos era, a finales de 2008, del 73 millones, es decir, el 73% del stock total disponible.

La elección del número siete ofrecerá, por tanto, otros cien millones de números disponibles, lo que debería solucionar definitivamente los problemas de escasez. El ministerio de Industria habría podido elegir otro rango de numeración, como el del 5, que también está libre de uso, pero el hecho de que otros países estén utilizando el 7 como numeración para los móviles ha llevado al ministerio a decantarse por esta cifra.

El problema es que los requerimientos de numeración siguen manteniéndose en unos niveles elevados debido a la existencia de otras fuentes de demanda distintas de la telefonía móvil tradicional basada en la voz y los servicios de mensajería, como los accesos móviles de banda ancha a Internet (los famosos pinchos para conectarse desde PC portátiles) o los nuevos sistema de comunicación máquina a máquina (M2) que permiten realizar el mantenimiento y reposición así como recabar información de muchas máquinas instaladas en los hogares de los usuarios, como maquinas expendedoras (vending) o contadores de agua o luz.

La CMT cierra el grifo de los números
E$stos primeros atisbos de escasez numérica, llevaron a la Comisión del mercado de las Telecomunicaciones (CMT) el regulador del sector ha endurecer considerablemente las condiciones para asignar bloques de números a los operadores. Los dos principales grupos del sector, Movistar y Vodafone, han visto cómo el regulador ha decidido, con pocos meses de diferencia, decirles que no cuando le han pedido una de las materias primas esenciales de su negocio. La negativa a Vodafone se produjo en julio de 2008 y la de Movistar en octubre.

Además, a finales del pasado enero la CMT, reiteró su negativa a asignar nuevos bloques de números telefónicos a Movistar, ante el recurso de reposición que había presentado la filial del gigante español.

El argumento del regulador para negar la asignación de nuevos bloques es que los operadores disponen todavía de un volumen suficiente como para continuar con su actividad al ritmo de crecimiento previsible sin que se enfrenten a restricciones en su actividad comercial por ello. Algo de lo que discrepan los operadores, para los que la situación, aunque aún no es dramática, sí empieza a ser preocupante y podría, llegado el caso, dificultar su desarrollo comercial.

Agotamiento prematuro
Pero la CMT es muy clara. Desde la llegada de los operadores móviles virtuales, esas compañías que no tienen red propia pero que prestan sus servicios alquilando las infraestructuras de los tres grandes operadores con red, la cantidad de nuevas compañías que necesitan numeración se ha incrementado exponencialmente, pasando de tres a una veintena de grupos.

Eso ha llevado al regulador a «revisar los criterios de asignación de la numeración móvil con el objetivo de evitar un agotamiento prematuro del rango 6» según señaló en una resolución del pasado 29 de enero.

Por eso, el regulador del sector viene instando a las empresas de móviles a que aprovechen mejor los números que se les han entregado. Además, la CMT denuncia que el 29,3% de los números que tienen asignados las compañías no están activos.

Gasto
La razón de esta diferencia entre el volumen de clientes activos (50 millones) y la cantidad de números en mano de los operadores (más de 73 millones), es que éstos necesitan tener asignados muchos más números que los que están activos.

Se utilizan mucho para servicios internos, también se usan para comunicaciones de datos entre máquinas y, además, el canal de distribución dispone permanentemente de gran cantidad de numeración, ya que cada tarjeta disponible para un cliente tiene ya asignado un número. Además, el ritmo de utilización de estos números se ha venido incrementando rápidamente en los últimos años.

La recámara
Según la CMT, a finales de 2004, ya se había gastado un 63% de la numeración disponible, lo que significa que, en los últimos cuatro años, y a pesar de que el nivel de saturación del mercado ya era muy elevado, el porcentaje de asignación de numeración móvil ha aumentado en diez puntos, es decir, los operadores se han hecho con otros diez millones de números.
via:expansion.com

Deja un comentario

noticias Vendinglobal

Suscribir para poder descargar manuales y recibir noticias de actualidad

Rellene el siguiente formulario y contactamos con usted.

You have Successfully Subscribed!

Pin It on Pinterest